“La empresa”, corresponsable en lucha contra la inequidad

Juan Garcíaheredia / El Sol de México

Ciudad de México.- De cara a una reunión de empresarios con el Papa Francisco mañana en Ciudad Juárez, Chihuahua, el presidente del Consejo Coordinador Empresarial (CCE), Juan Pablo Castañón Castañón, reconoció que “la empresa” tiene una responsabilidad para disminuir la desigualdad y la inequidad a través del empleo, el desarrollo y el progreso.

“La visita a nuestro país del Papa es realmente trascendente”, aseguró el dirigente empresarial añadiendo que “el planteamiento del Papa no es abstracto, sino una invitación al reconocimiento de los problemas y a la acción concreta para hacer del mundo un sitio más justo, humano, sustentable y sin exclusión”.

“El reclamo que ha hecho expresamente es reconciliación, en el aquí y ahora, del desarrollo económico con el social y con la ética. Se convoca a la familia humana a la búsqueda de un desarrollo sostenible e integral”, subrayó Juan Pablo Castañón en un mensaje.

Asimismo, el líder del CCE destacó que la desigualdad es una causa estructural de la incapacidad de nuestro país de lograr mayores niveles de crecimiento, porque mantiene los mercados acotados, y junto con ellos, las oportunidades de inversión y de generación de empleo. Este círculo vicioso propicia, indirectamente, fenómenos como la criminalidad, la migración fuera de control y la inestabilidad social.

Hizo un llamado para aprovechar la resonancia que genera la visita del Papa, para empezar a reconocer y resolver los problemas haciendo cada quien lo que nos corresponde; “en eso todos tenemos que aportar, porque es el país de todos”.

“Con esa disposición vamos los empresarios al encuentro que tendremos con el Santo Padre, el Papa Francisco, y con representantes del mundo del trabajo el próximo miércoles 17, en Ciudad Juárez. Con voluntad de reconocer de los retos de nuestro tiempo y voluntad de hacer lo que nos corresponde en el cambio que necesitamos, a través de la empresa, a través de nuestra participación en las distintas comunidades empresariales, en las regiones, en la sociedad, en nuestro rol de empresarios y trabajadores, juntos”, acentuó Juan Pablo Castañón.

Puntualizó que “ante el cambio de época al que asistimos, estamos obligados a pensar en la responsabilidad que nos toca, como líderes no solo de cada una de nuestras empresas, sino en un contexto mucho más amplio, como participantes activos de nuestra sociedad. Tenemos que partir del hecho de que, si la familia es la célula básica de la sociedad, es la empresa la célula básica de la economía, y por lo tanto tiene una responsabilidad para disminuir la desigualdad y la inequidad a través del empleo, el desarrollo y el progreso”.

>Ver nota

free pokies